Los Homínidos Más Antiguos de Europa están en España, Presentan la Primera Patología Conocida y Podían Hablar

Cráneo apodado “Miguelón” (Museo de la Evolución Humana, Burgos, España)

 

 

Vocabulario útil

Craneosinostosis: Anomalía congénita caracterizada por la osificación prematura de las suturas del cráneo.

Tortículis: Espasmo doloroso de los músculos del cuello.

Retraso mental: Funcionamiento intelectual por debajo de la media.

Homo antecessor: Especie fósil más antigua de Europa perteneciente al género homo.

Cráneo: Estructura ósea que protege el encéfalo.

Hallazgo: Descubrimiento de algo desconocido u oculto.

Patología: Grupo de síntomas asociados a una dolencia o enfermedad.

Hueso hioides: Hueso simétrico, en forma de U, situado en la base de la lengua y en el que se insertan trece músculos esenciales para la fonación humana.

Yacimiento: Sitio donde se halla naturalmente una roca, un mineral o un fossil.

Fósil: Resto petrificado de un ser orgánico.

Discapacitado: Persona con deficiencias, limitaciones o restricciones en su actividad.

En el norte de España, concretamente en el yacimiento fósil de Atapuerca, se encuentran los restos fósiles humanos más antiguos de Europa. Estos restos nos hablan de la primera enfermedad conocida en Europa y nos confirman que el español tiene una antigüedad mayor de lo que pensábamos, quizá más de un millón de años.

La magia ocurrió por primera vez, en Europa, hace 1.3 millones de años en una región llamada Sierra de Atapuerca, declarada Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en el año 2002 y situada en el norte de España. Es allí donde se han hallado los restos fósiles conocidos más antiguos de los primeros europeos. Restos que se enclavan dentro del grupo homínido del Homo Antecessor y que fueron encontrados en un yacimiento conocido como Gran Dolina. Llevará décadas desentrañar el misterio evolutivo que plantea Atapuerca y las investigaciones y hallazgos se suceden, de forma casi, ininterrumpida desde los primeros hallazgos que datan del siglo XIX. Lo huesos desenterrados en Atapuerca, entre otras muchas cosas, nos hablan de la primera patología confirmada de la historia de Europa y nos dicen que el origen del español es mucho más antiguo de lo que pensábamos, quizá 1.3 millones de años de antigüedad.

La vida de estos primeros homínidos españoles era social y estaba basada en la caza y el canibalismo. De hecho, un reciente descubrimiento asegura que eran capaces de acorralar a sus presas para matarlas, un comportamiento que, hasta ahora, se atribuía, solo, al hombre moderno. Dominaban el fuego y tenían una primigenia conciencia espiritual, ya que sabemos que enterraban a sus muertos. Además cuidaban los unos de los otros, incluso de los más discapacitados. El hallazgo, en la Sima de los Huesos, de un cráneo deforme de una niña de 10 años, el llamado cráneo 14, confirma, que no se deshicieron de ella, sino que la cuidaron en su enfermedad. Los restos de la niña presentan una patología conocida como craneosinostosis, una alteración congénita que causa que las suturas de la cabeza se cierren de forma prematura, provocando un crecimiento anormal del cráneo. Como consecuencia, la niña probablemente sufrió de tortículis, mostraba una cabeza ladeada y, con toda probabilidad, retraso mental.

Aquellos homínidos, evolucionaron, primero, el rostro, ya que los restos óseos encontrados nos muestran maxilares modernos, y después el cráneo. Las antropólogos nos confirman, también, gracias a los resultados arrojados por las tomografías axiales computarizadas (TAC), la simetría del cráneo de estos homínidos y, por tanto, el hecho de que eran diestros. Los huesos del oído interno son muy similares a los actuales, el rango de frecuencia auditiva también y la cantidad de sonidos que podían escuchar es casi idéntica a la del hombre moderno. Además, las características fisiológicas óptimas para la fonación ya aparecen en estos homínidos: tienen, como nosotros, la laringe descendida, con lo que tenían la posibilidad de emitir sonidos complejos. Por si esto fuera poco, el hallazgo, en la Sima de los Huesos, de dos huesos hioides, un hueso simétrico, en forma de U, situado en la base de la lengua y en el que se insertan trece músculos esenciales para la fonación humana, es decir, el habla retrasa el reloj del lenguaje humano, y por tanto, del español, hasta quizá más de un millón de años de antigüedad.

Esto es importante recalcarlo, en el norte de España, hace, quizá, más de un millón de años, empezó a hablarse, por primera vez, el lenguaje español más primitivo del mundo. Atapuerca es una verdadera maravilla de la evolución humana porque lleva décadas intentando explicarnos a nosotros mismos. Hace poco más de un año, un nuevo e imponente hallazgo, los antropólogos hallaban un resto del cromosoma 7 donde está alojado el gen FOXP2, uno de los genes ligados íntimamente al desarrollo del lenguaje humano hablado. La evolución humana es un puzle cuyas piezas van encajando a medida que vamos descubriéndolas. Y Atapuerca quizá tenga las claves del lenguaje humano hablado en Europa; de ser así, el origen del español quizá sea más antiguo, y por lo tanto más mágico, de lo que nunca hubiésemos imaginado.

Comprensión lectora:

1. ¿Qué papel juega el hueso hioide y el cromosoma 7 en la capacidad de hablar de los seres humanos?

¿Crees que Atapuerca es la clave de la evolución humana o conoces algún otro sitio más antiguo y revelante a nivel evolutivo?

AUTHOR Prof. Jorge C. Berriatúa is the Managing Editor of the ICBMed Bulletin and Co-Founder of ICBMed. He did his B.A. in Linguistics and Masters of Education at the University of La Rioja, Spain, and his Masters of Medical Translation at UNED, Madrid, specializing in medical reporting, translating and teaching.

Jorge C. Berriatúa, M.Ed., MSc in Medical Translation

President & Co-founder, ICBMed

ICBMed Bulletin

Our Medical Spanish Bulletin is exclusively written for Spanish-speaking healthcare professionals like you. Simultaneously get updates on the hottest trending topics in medicine while enhancing your reading comprehension and vocabulary skills in Spanish.

Discover where your medical Spanish communication skills can take you.

Share This